Ensamblaje relojero. Su importancia

ensamblaje relojero

Reloj mecánico

Una de las etapas mas importantes de la fabricación de un reloj es el ensamblaje por parte del relojero. El diseño, desarrollo y su fabricación se pueden ir al traste con un mal ensamblaje por gente no profesional. Además, es en esa etapa cuando el relojero, puede transmitir al fabricante la mejora de ciertos aspectos de los componentes. Estos pueden ser las tolerancias o el uso de algunos componentes de catálogo que facilitan la labor del diseñador.

Cuando las coronas van a ser colocadas dentro de la luz del tubo, puede que las tolerancias marcadas no sean tan precisas y se necesite modificar el tubo o cortarlo. Cuando se inicia el proceso de montaje de un prototipo, siempre hay alguna pequeñas discrepancias. Estas deben de ser subsanadas con la relación directa entre el relojero ensamblador y el diseñador-fabricante.

Lo mismo ocurre con el ensamblaje de las juntas tóricas, el aro de teflón para los cristales o el sostenedor, sea de plástico para los relojes de cuarzo o para los relojes mecánicos. A veces hay que ajustar los sostenedores y habrá que recortarlos o hacer uso de la tornillería que se tienen a mano, para poder sujetar los movimientos a los sostenedores y estos a las cajas.

Con el montaje de las agujas también es complicado. Se necesita una pinza especial de desmontaje y montaje. Si las agujas no están bien ensambladas puede que toquen con el cristal o la esfera. Puede ocasionar la parada del movimiento del reloj.

El ensamblaje tiene que realizarse en un ambiente limpio. El motivo es para evitar que las partículas de polvo se queden en la cámara de aire que existe entre el cristal y la esfera del reloj. Asimismo, también es preferible que se ensamble en un ambiente seco, ya que con variaciones extremas de temperatura se puede condensar la humedad de los ambientes húmedos.

La manipulación debe de ser muy escrupulosa en el ensamblaje relojero, para evitar rayaduras en la superficies de las piezas a ensamblar. Las tapas a presión se tienen que desmontar muchas veces con una navaja. Esto puede ocasionar daños en la superficie, si no se ponen las prevenciones adecuadas, como plásticos de protección. Además, es importantes usar protección en los dedos para evitar manchar las superficies con la grasa natural de la piel.

Como conclusión, cualquier diseñador fabricante debe de tener un buen relojero para ofrecer un producto de calidad al mercado. Ahora que cada vez mas nos acercamos a productos mas artesanales, es una necesidad imprescindible trabajar con buenos relojeros. Estos deben de realizar un bien ensamblaje relojero porque han desempeñado su profesión durante muchos años. Esperemos que se mantenga